¿Por qué causó tanto revuelo el "perreo" de Miley Cyrus?

¿Por qué causó tanto revuelo el "perreo" de Miley Cyrus?

Instantes después de que Miley Cyrus pisara el escenario de los premios de la cadena MTV el pasado domingo en Nueva York las redes sociales explotaron con los comentarios de miles de televidentes que no salían de su asombro ante la provocadora y, para algunos, desafortunada actuación de la joven artista estadounidense.

Por si a alguien le quedaba alguna duda de que Cyrus quiere romper del todo con la imagen de niña buena que se forjó durante los años que estuvo interpretando a la tierna Hannah Montana en la serie del mismo nombre del canal Disney Channel, la cantante ofreció un espectáculo en el que lució una actitud desafiante y que estuvo cargado de gestos sexuales.

Salió al escenario para interpretar su single "We Can't Stop" vestida con un ajustado corsé que se quitó para lucir un bikini color piel plastificado y acabó bailando al estilo twerking (conocido en español como perreo), restregando su trasero contra el cantante Robin Thicke al ritmo de la canción "Blurred Lines".

Vea las imágenes de la polémica actuación

No es la primera vez que una artista utiliza los premios MTV para causar controversia y hacerse publicidad gratuita. Todo el mundo recuerda el beso lésbico entre Madonna, Britney Spears y Christina Aguilera en la gala de 2003.

Tampoco es la primera vez que Miley Cyrus se encuentra en el centro de la polémica. Una imagen suya publicada en 2008 en la revista Vanity Fair en la que aparecía semidesnuda causó un gran revuelo y la cantante no ha tenido reparos en reconocer, por ejemplo, que le gusta fumar marihuana.

Pero aunque en los últimos días algunos han salido en su defensa, asegurando que otras artistas han explotado su sexualidad para satisfacer las demandas de la industria del entretenimiento, en esta ocasión parece que el público y los medios son de la opinión unánime de que Cyrus, quien aún no ha cumplido los 21 años, fue demasiado lejos con su última actuación.

"Mal gusto"

Cyrus parece querer romper el papel de Hannah Montana, que interpretó entre 2006 y 2011.

"Casi todo el mundo está de acuerdo en que la actuación de Cyrus fue ofensiva y vulgar. No es que no hayamos visto nada similar antes, pero esta actuación en particular fue hecha con muy mal gusto y creo que se pasó de la raya", le dijo a BBC Mundo Shirley Halperin, editora de la sección de música de la revista The Hollywood Reporter.

"No hay duda de que Cyrus quería llamar la atención, aunque si su intención era acabar con su pasado como Hannah Montana había formas más graduales de hacerlo", aseguró la periodista.

Según Halperin, Miley Cyrus tiene el mismo manager que Britney Spears, "quien tuvo una trayectoria profesional similar, queriendo romper con su imagen de estrella infantil".

En cualquier caso, Halperin cree que probablemente fue la propia Cyrus quien decidió llevar hasta el límite su actuación ya que, "según algunos ejecutivos de Viacom (compañía propietaria de MTV) lo que se vio en televisión no fue exactamente lo que se ensayó".

Entre los que han criticado más duramente la gala de premios MTV se encuentra el Consejo de Padres para la Televisión de EE.UU. (PTC, por sus siglas en inglés).

Esta organización de talante conservador de la que curiosamente es asesor el cantante Billy Ray Cyrus, padre de Miley Cyrus, considera que el canal promocionó la gala como si fuera para todos los públicos cuando en ella se lanzaron "mensajes con carga sexual dirigidos a menores de edad con exestrellas infantiles y anuncios de condones" (en referencia a la publicidad que se pudo ver durante el programa).

"La actuación de Miley Cyrus causó malestar entre los padres y es obvio por qué, aunque para nosotros el gran culpable es MTV y la manera en la que publicitaron el programa, asegurando que era apropiado para niños de 14 años cuando en él no había nada apropiado para niños", le dijo a BBC Mundo Dan Isett, director de políticas públicas del PTC.

Según Isett, "MTV no quiso clasificar el programa sólo para adultos para no perder audiencia y no asustar a los anunciantes".

"Miley Cyrus es libre de hacer lo que quiera con su carrera, pero su actuación fue obscena y cargada de contenido sexual y eso es preocupante teniendo en cuenta que es una antigua estrella infantil que tiene millones de seguidores que son muy jóvenes", aseguró Isett.

"Inapropiado"

No es la primera vez que Miley Cyrus se encuentra en el centro de la polémica.

Mary Murphy, periodista y profesora de la facultad de comunicación de la Universidad del Sur del California (USC, por sus siglas en inglés) no cree que las críticas vertidas en los últimos días contra Miley Cyrus tengan que ver con una actitud puritana, ya que los propios seguidores de la artista han tenido una reacción negativa a su actuación.

"A mis estudiantes, que son de la misma edad de Cyrus, también les pareció de mal gusto. La mayoría estuvo de acuerdo en que no tuvo nada de sensual y que fue inapropiado", aseguró Murphy en conversación con BBC Mundo.

"Creo que los medios han reflejado lo que la gente estaba diciendo en las redes sociales".

"Los que llevan años en la industria del entretenimiento saben que no siempre se debe hacer lo que uno cree que está bien y que hay que escuchar a los asesores. Si alguien asesoró a Cyrus, deberían despedirlo", aseguró Murphy.

Si bien los comentarios negativos sobre la actuación de Cyrus han sido mayoría, algunos periodista han querido salir en defensa de la joven, cuestionando por qué se la ha criticado a ella y no, por ejemplo, a la cantante Lady Gaga, quien también apareció ligera de ropa en la gala de los premios MTV.

Otros, como Bill Werde, de la publicación Billboard, o Rob Sheffield, de la revista Rolling Stone, consideran que Cyrus logró su objetivo, que era llamar la atención de los medios y de la opinión pública.

Según algunos analistas de la industria musical, la antigua estrella del Disney Channel podría aumentar sus ventas entre un 10% y un 20% a raíz de la polémica desatada por su actuación.

Desde el pasado domingo el nuevo álbum de Miley Cyrus, que debe salir al mercado en octubre, ha ido subiendo posiciones en las listas de ventas anticipadas, y su single "We Can't Stop" ya se encuentra en el Top 5 en EE.UU. y Reino Unido.

Por el momento, la cadena MTV no ha hecho ningún comentario sobre la polémica y Cyrus no parece muy preocupada por las críticas vertidas en su contra.

"Mi actuación en los VMA tuvo 306.000 tuits por minuto. Eso es más que el apagón del Superbowl", escribió la artista en su cuenta de Twitter.

Sin duda, si su intención era simplemente llamar la atención, se salió con la suya.

 



RELACIONADOS

  • M.I.A y The Cardigans lideran el Primavera Fauna 2013 | Evento se realizará el próximo 23 de noviembre en el Espacio Broadway.

  • Justin Timberlake fue el rey en los Video Music Awards | El cantante y actor se reunió con su ex banda, "N'Sync" y se llevó el premio a 'Video del Año'. Taylor Swift y Bruno Mars también fueron ganadores.