Sebastián Piñera como Presidente electo: "Hoy se escuchó fuerte y clara la voz de los chilenos"

Sebastián Piñera como Presidente electo: "Hoy se escuchó fuerte y clara la voz de los chilenos"

El ganador de la segunda vuelta presidencial dio su primer discurso oficial tras el triunfo ante cientos de adherentes en un escenario montado en plena Alameda.

24Horas.cl TVN
17.12.2017

En plena Alameda y ante una gran cantidad de adherentes, Sebastián Piñera entregó su primer discurso oficial como Presidente electo del país. Antes de referirse al triunfo, envió un saludo de "cariño y solidaridad" para los chilenos que sufrieron las consecuencias del aluvión en la villa Santa Lucía de Chaitén.

Tras la mención, el futuro mandatario mencionó que en esta elección "los candidatos nunca fuimos lo importante. Lo importante fueron ustedes. Hoy se apagó la voz de los candidatos, y se escuchó fuerte y clara la voz de los chilenos".

Piñera también se refirió a los electores de su ahora ex contendor, Alejandro Guillier, felicitándolos por haber participado en el proceso y ratificando "el compromiso con la unidad de todos los chilenos".

Además habló a los ex presidentes del país, invitándolos a que le entreguen "su sabio y valioso consejo". De igual forma, valoró que pese a las diferencias políticas existentes en el país, el pluralismo de ideas es positivo, pero aclaró que "esas diferencias nunca deben convertirnos en enemigos".

Quienes también fueron aludidos con gestos de agradecimiento por parte del mandatario electo fueron la Presidenta Michelle Bachelet, además de sus ex competidores en las primarias de Chile Vamos y en la primera vuelta como fueron Felipe Kast, Manuel José Ossandón y José Antonio Kast.

Revisa a continuación el discurso completo:

"Queridos compatriotas.

Queridas amigas y amigos:

Quiero iniciar mis palabras, enviando todo mi cariño y solidaridad a nuestros compatriotas de la Villa Santa Lucía, que sufren una vez más el dolor que originan los embates de nuestra maravillosa pero indómita naturaleza. Nuestros pensamientos y oraciones están con ustedes.

En esta elección lo importante nunca fuimos los candidatos. Lo importante siempre fuiste tú, tu familia y el futuro de nuestra patria y de todos los chilenos.

Hoy se apagó la voz de los candidatos y se escuchó fuerte y clara la voz de los chilenos.

Recibimos este triunfo con mucha humildad y con mucha esperanza. Humildad, porque siempre la humildad es una buena compañera en la vida y especialmente en un presidente de la República. Y esperanza, porque la esperanza mueve montañas y porque creemos en Chile, confiamos en los chilenos y tenemos fe en el futuro.

Por eso, en esta hermosa noche de primavera, quiero empezar por agradecer, y desde el fondo del corazón, a todos mis compatriotas.  A los que nos apoyaron y también, a los que apoyaron a mi contendor. Ustedes han depositado en nosotros sus esperanzas de una vida mejor. Y esa confianza constituye para nosotros un compromiso sagrado.  Esta noche les puedo asegurar que entregaremos lo mejor de nosotros mismos por cumplir y no defraudar a nuestros compatriotas.

Quiero también renovar el compromiso que hicimos durante toda nuestra campaña. Un compromiso con la unidad entre todos los chilenos. Un llamado al diálogo y los acuerdos entre todos mis compatriotas. Y unarenovada fe en Chile y esperanza en el futuro.

Con este propósito, voy a invitar a todos los ex Presidentes de Chile para recibir su sabio consejo y valiosa experiencia. Y voy a proponer a todas las fuerzas políticas y a todos mis compatriotas Acuerdos Nacionales para abordar los grandes problemas que afectan a los chilenos y asumir los inmensos desafíos del futuro. 

Podemos pensar diferente. ¡Viva la diferencia! y bienvenida sea la confrontación de ideas. Pero ello jamás debe convertirnos en enemigos.  Cada vez que los chilenos nos hemos dividido y confrontado, hemos cosechado nuestras más amargas derrotas y más grandes dolores.

Y sabemos también, que cada vez que los chilenos nos hemos unido,  hemos conquistado nuestras más hermosas victorias y nuestras mayores alegrías.

Unidos recuperamos la Democracia. Unidos reconstruimos Chile después del terremoto del 27F. Unidos encontramos y rescatamos sanos y salvo, contra todos los pronósticos, a nuestros 33 mineros, en el llamado “Milagro de la Mina San José”.

Y unidos vamos a transformar a Chile en un país desarrollado, sin pobreza y con oportunidades y dignidad para todos sus hijos. Un Chile sin abusos y sin discriminaciones arbitrarias.

Nuestro gobierno será un gobierno que perseguirá grandes Sueños, pero nunca se alejará de la Realidad. Esto significa que tendremos siempre los Ojos en el Cielo, que es el futuro y la esperanza, pero también los pies en la tierra, que es el realismo y la prudencia.

Esta noche recibí un noble saludo de mi contendor Alejandro Guillier, felicitándonos por nuestro triunfo. Quiero agradecer sinceramente este gesto. Tengo aprecio y respeto por Alejandro Guillier. Trabajamos juntos en el pasado, y estoy seguro, volveremos a hacerlo en el futuro.  Alejandro, María Cristina, sus hijos y todos sus seguidores, hicieron una gran campaña, y sé que también quieren a Chile y lo mejor para los chilenos.

También recibí el llamado de la Presidenta Michelle Bachelet.  Presidenta, le agradezco este noble gesto republicano, que hace honor a una larga y hermosa tradición en nuestro país.

Hoy Todos los Chilenos debemos unirnos más que nunca por muchas y poderosas razones:

• Primero: porque tenemos una linda y exigente misión que cumplir, por la cual nuestros hijos y nietos, algún día,nos pedirán cuentas.

• Segundo: Porque hay un mundo nuevo y moderno que ya está golpeando nuestras puertas. Un mundo muy generoso y lleno de oportunidades para los países que quieran abrazarlo y aprovechar su potencial. Pero que también ha demostrado ser indiferente, e incluso cruel, con aquellos paísesque lo ignoran y simplemente le dan la espalda.

• Tercero: Porque el camino hacia los Tiempos Mejores para Todos es hermoso y posible, pero no está pavimentado, sino lleno de obstáculos que deberemos enfrentar y superar.

¿Cuál es nuestra misión?

• Hacer de Chile un país más libre, más unido, más justo, más solidario y más fraterno.

• Transformar a Chile en un país desarrollado y sin pobreza.

• Y asegurar a todos nuestros compatriotas las oportunidades para desarrollar los talentos que Dios nos dio, y las seguridades de una vida con más dignidad y mayor felicidad.

Y estas metas exigen nuestro compromiso para avanzar simultáneamente en muchos campos, entre los cuales destaco:

• Crear muchos y buenos empleos, con buenos salarios y buenas pensiones.

• Asegurar salud de calidad a nuestros enfermos y educación de calidad a nuestros niños y jóvenes.

• Combatir la delincuencia y el narcotráfico con mucha mayor fuerza, voluntad y eficacia, para devolverles a las familias chilenas, lo que los delincuentes y narcotraficantes nos han arrebatado:su derecho a vivir sus vidas con mayor paz y tranquilidad y recuperar para ellas las plazas, los parques y los lugares públicos.

• E iniciar un Nuevo y Mejor Trato con nuestra Clase Media, nuestros Adultos Mayores, Nuestras Mujeres y Niños, nuestros Discapacitados, nuestro Mundo Agrícola rural y Nuestras Regiones.

Pero no solo de pan vive el hombre.  Las sociedades son como las personas. Tienen cuerpo y alma. Y también debemos alimentar el alma y fortalecer los valores: como el valor y dignidad de la Vida.  El inmenso valor de la Familia. La protección de nuestra Naturaleza, el valor del Respeto, la Decencia, la Tolerancia, el Pluralismo y el Amor por el  Trabajo bien hecho.

A pesar de todos nuestros avances, todavía quedan muchos “mineros” que rescatar de las profundidades del abandono y el dolor. Porque nunca debemos olvidar que esta noche hay enfermos en sus casas esperando por una atención médica. Hay chilenos sin trabajo que necesitan una oportunidad. Hay niños en el SENAME, en campamentos o en la pobreza, que representan una herida abierta en el alma de nuestro país.Porque esta noche hay chilenos que están siendo víctimas de la delincuencia y niños cayendo en las garras de la droga. 

Quiero esta noche expresar mi profundo reconocimiento y gratitud a los Carabineros de Chile y a la Policía de Investigaciones, que todos los días y todas las noches arriesgan su seguridad, e incluso sus vidas, por proteger nuestra seguridad y nuestras vidas.

Y también quiero agradecer a nuestras Fuerzas Armadas y de Orden, que en los momentos en que la adversidad nos golpea, como los que hoy viven nuestros compatriotas de la Villa Santa Lucía, en la comuna de Chaitén, siempre podemos contar con su generoso y abnegado esfuerzo y sacrificio.

Quiero comprometerme esta noche a que no olvidaremos ni dejaremos atrás a ninguno de esos chilenos. Haremos todos los esfuerzos necesarios para tenderles una mano solidaria que los ayude y acompañe a ponerse de pie y volver a caminar.

Nunca debemos olvidar que el verdadero progreso de los países se mide no sólo por el éxito de aquellos que van adelante, sino que también, por la solidaridad con aquellos que se quedan atrás. Y tampoco debemos olvidar que verdadero desarrollo, integral y sustentable, es aquel que permite a todas las familias, y con un cariño muy especial a las familias más vulnerables, la búsqueda de la Felicidad. Esta misión estará siempre en el corazón de mis preocupaciones y prioridades.

Es importante reconocer que no todo lo podremos lograr de un día para otro. Necesitamos priorizar con justicia y gestionar con eficacia la acción del Estado. Y sobre todo, necesitamos el compromiso, apoyo y aporte de todos nuestros compatriotas, los que nos apoyaron y también los que apoyaron a mi contendor, para lograr cumplir Todos Juntos con nuestra Misión y que los Tiempos Mejores lleguen a los hogares de todas las familias chilenas y, muy especialmente a las que más lo necesitan.

Queridos compatriotas: ¡Gracias, muchas gracias! por haberme dado la oportunidad de volver a ser Presidente de Todos los Chilenos y liderar a nuestro país por los caminos del futuro y de los Tiempos Mejores, dejando huellas fecundas y no dolorosas cicatrices.

Quiero agradecer también a los partidos, dirigentes, militantes, parlamentarios, alcaldes, concejales y cores de Chile Vamos, por el gran cariño y apoyo que siempre nos dieron durante toda esta campaña. Y a los miles de maravillosos voluntarios que con gran generosidad y compromiso entregaron lo mejor de sí mismos durante estos nueve meses.

Agradezco con emoción a esos 3,7 millones de chilenos que nos dieron su generoso apoyo. Agradezco a los chilenos que viven en el extranjero, pero que quieren y añoran su patria. Son tan chilenos como nosotros. Y agradezco a los extranjeros que han buscado una nueva y mejor vida en nuestro país, y que hoy participaron de nuestra democracia y nos apoyaron con un entusiasmo.

Agradezco también a los que apoyaron a nuestro contendor Alejandro Guillier. Y quiero asegurarles a todos ellos, y también a esa mitad de chilenos, que por distintas razones no votó en esta elección, que su voz también será escuchada y su aporte también será bienvenido.

Porque más allá de nuestras legítimas diferencias, todos somos chilenos, a todos nos une nuestro amor por Chile y nuestro ardiente deseo de mejorar la calidad de vida y la felicidad de todos nuestros compatriotas.

Chilenas y Chilenos, no basta con elegir a un Presidente. Como Presidente de Chile necesitaré y les pido su generoso apoyo, tan necesario para poder cumplir con nuestra noble misión de ayudarlos a todos ustedes a resolver sus problemas, desarrollar sus talentos, cumplir sus sueños y buscar la Felicidad.

Agradezco con mucha emoción a mi familia: a mis hijos y nietos que iluminan mi vida, y a Cecilia, mi compañera de mil batallas y de toda una vida, por el amor, ternura y compromiso que siempre ha aportado a todos los que la rodean. Me ha emocionado ver en nuestros recorridos por Chile, el amor y afecto que millones de chilenos sienten por ella.

Me comprometo a ser el Presidente de la Unidad, el Presidente de todos los Chilenos, el Presidente del Trabajo, del Cambio y del Progreso.  El Presidente de la Clase Media y de las Regiones.  El Presidente del futuro y la esperanza. Me esforzaré y entregaré lo mejor de mí durante los próximos 4 años para ser un Buen Presidente de Todos y para Todos los Chilenos y Chilenas.

Finalmente, agradezco a Dios por regalarnos el maravilloso don de la vida y nuestro grandioso país.

Chilenas y Chilenos

Amigos y Amigas

Gracias, muchas gracias. Buenas Noches y que Dios bendiga a Chile y a todos los chilenos".


TE PUEDE INTERESAR
24Play
24Play
24Play

Sigue las principales noticias de Chile y el mundo.

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]