Gardel, el estafador

Gardel, el estafador

Una investigación dio por primera vez con polémicos antecedentes delictivos atribuidos al cantante de tangos más famoso del mundo.

Felipe Moreno
12.11.2012

Una sorprendente  investigación periodística realizada en Argentina reveló una faceta algo desconocida del cantante Carlos Gardel, quien aparece vinculado a antecedentes por estafas mediante el "cuento del tío" y que incluso consignan que su alias delictivo era "El pibe Carlitos".

Extractos de la documentación fueron publicados por el periódico "Página 12", donde se sostiene que el documento donde aparecen dichos antecedentes data del 18 de agosto de 1915, fecha clave, ya que posteriormente Gardel habría logrado borrar todo su historial por petición del propio presidente argentino de la época, Marcelo T. de Alvear.

Sin embargo, antes de la destrucción de esos antecedentes, un funcionario de la justicia en la provincia de Buenos Aires logró conservar dos copias: el de las estafas y otro de 1904, fecha en que el cantante, apenas un muchacho, se había fugado de su casa por mala relación con su madre.

Dadas las dudas que iba a generar esta revelación,  dos expertos forenses trasandinos compararon –con la mejor tecnología del mundo- la huella colocada en los documentos judiciales de 1904 y 1915, y otra en un documento de diferente índole de 1923. Y los resultados fueron claros: es la misma persona, Carlos Gardel.

El archivo de 1904 además confirma la resolución de una incógnita que existía hasta este año. Luego de fugarse de su hogar en Francia, Gardel ingresa a Argentina con el nombre de Carlos Gardez, nacido en 1890 en Toulouse, Francia.

carlos.jpeg  

 

Su MODUS OPERANDI

La modalidad del "cuento del tío" era una variante de estafa bastante habitual a principios de siglo. Consistía en que una persona visitaba algunos bares de la ciudad, exhibía documentación sobre una supuesta herencia que había recibido de un tío y se lamentaba por no tener dinero para viajar a cobrarla.

La posibilidad de ganar dinero fácil tentaba a algunos, quienes le prestaban dinero para el transporte y alojamiento a cambio de recibir una parte de la herencia. Obviamente, nunca más veían al estafador y del dinero que habían prestado, unos 1.500 a 5000 pesos argentinos de la actualidad (500 mil pesos chilenos).

En algunas ocasiones, Gardel tenía un cómplice que fingía competir con la víctima por quedarse con el "negocio", un "palo blanco" para hacer caer a los que podrían dudar de la historia.

Su estrategia para ocultar el prontuario

Según la publicación de Página 12, la prominencia que años después ganó Gardel como cantante convirtió sus antecedentes delictuales en una bomba para los medios y la sociedad de la época. Para ocultarlos, Gardel comenzó a cambiar de identidad constantemente de la siguiente manera:

- En 1904, el nombre de su madre era Berta Gardez, pero en los expedientes la colocaban con "S, por lo que nunca se asociarían al apellido de Carlos.

- 1915 inscribió a su padre con el mismo nombre que él, aunque su padre en realidad  nunca existió ni vivió en Argentina.

- En 1923 para poder viajar con pasaporte, pero como en Argentina su huella estaba identificada por la justicia fue al consulado de Uruguay donde se inscribió como hijo de uruguayos (Berta Gardel madre y Carlos Gardel), y a él nacido en la localidad de Tacuarembó en 1887, algo totalmente falso.

-Y lo último, en su testamento se reconoció francés, nacido en Toulouse, el 11 de diciembre de 1890, pero señala llamarse realmente Carlos Romualdo Gardel, lo que es en realidad otro cambio de nombre.

 

 


TE PUEDE INTERESAR

24Play
24Play
24Play

Noticias de Chile y el mundo en la señal de 24horas.cl

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]