© Louisa Bertman / The New York Times Cómo Instagram se convirtió (también) en una red para ligar

Cómo Instagram se convirtió (también) en una red para ligar

Para muchos, un simple like en una imagen o responder un mensaje privado indica que esa persona desea algo más que una amistad contigo.

By Valeriya Safronova New York Times News Service
02.01.2018

El último abril, Roberto Forgione se dio cuenta de que alguien que lo había ignorado anteriormente estaba viendo sus historias en Instagram (esas actualizaciones breves e informales que se despliegan en el borde superior de la pantalla de la aplicación durante 24 horas e incluye listas de gente que las ha visto).

“Después de dos apariciones, me dije: ‘Volvió’”, cuenta Forgione, un productor de fotografía de 31 años que vive en Brooklyn. Decidió arriesgarse y contactarlo a través de un mensaje directo. “Le pregunté si quería salir conmigo y contestó que sí”, dijo Forgione. Los dos han seguido viéndose desde entonces, pasaron el Día de Acción de Gracias juntos y asistieron a una boda como pareja.

INSTAGRAM_DATING_ADV24_2_1639173.JPG  

Anthea Fisher, una coordinadora de proyectos financieros de 22 años, comenzó una relación en Instagram con alguien que había conocido a través de otros. “Nos gustaban las fotografías del otro de vez en cuando”, dijo. “Después de que mi ex novio y yo terminamos, comenzó a darle me gusta a muchas de mis cosas y miraba todas mis historias. Me mandaba mensajes directos y memes. Me di cuenta de que trataba de llamar mi atención”.

En septiembre, Instagram tenía más de 800 millones de usuarios en todo el mundo, quienes utilizan la aplicación al menos una vez al mes. De esos, 300 millones utilizan las historias de Instagram todos los días, según un vocero de la empresa. Algunos utilizan Instagram para sus negocios, otros para compartir fotografías de sus hijos, y otros para postear memes sobre resacas matutinas y sesiones de gula. Y están aquellos que utilizan Instagram como una herramienta suplementaria para encontrar pareja. “Se trata básicamente de un portafolios de presentación para tu vida amorosa”, dijo Halen Yau, una gerente de relaciones públicas de 31 años que vive en Toronto.

INSTAGRAM_DATING_ADV24_1_1639174.JPG  

Instagram no solo ofrece un collage visual de tu vida, también pone al alcance una manera sutil de expresar interés mediante el uso de los me gusta y los comentarios, así como una vía de conectar a través de conversaciones privadas. Mientras tanto, la lista de usuarios que han visto cada una de tus historias significa que ahora tienes información —rudimentaria e inconclusa, pero de todos modos, información— de exactamente quién está obsesionado contigo hoy, mañana y ayer.

Sed: apetito o deseo ardiente de algo.

Trampa de sed: una imagen o video que tiene la intención de atraer la atención de alguien y provocar una respuesta.

“Una trampa de sed puede ser tan sencilla como una selfi”, dijo Andrew Keller, de 25 años, un estratega creativo de la revista Paper. “Puedo subir una selfie muy linda y el título podría ser ‘Me acabo de comer una bolsa de Twizzlers, me odio’”.

Esto fue lo más buscado en Google durante el 2017
Esto fue lo más buscado en Google durante el 2017
 Leer más
 

“Es como si te lanzaras a una red llena de peces”, dijo Yau. “Cada vez que publico una historia, más o menos ya tengo una idea de quien va a responder o qué tipo de respuesta voy a obtener”. Si tienes éxito, la persona que a la que estás tratando de llegar estará tentada a comentar. Podría incluso comentar. Podría incluso “llegar a tus mensajes directos”. Si es así, has logrado crear tu propia trampa de sed.

“Todos tenemos a esa persona en la mente que queremos que lo vea”, dijo Keller. Esperar su respuesta, dijo, “puede convertirse en una tortura”.

Una vez que dominas el arte de la trampa de sed, mejora tus habilidades al usar tus herramientas de bloqueo. Si quieres publicar algo atrevido para un grupo selecto de seguidores, puedes ir a configuración y esconder la Historia de tus otros usuarios. ¡Ta-ran! Ahora Susana, de la oficina, no verá esa fotografía de ti posando de modo seductor en su escritorio fuera de horas de oficina, con una botella de champaña de la fiesta de Navidad en tu mano.

Nota al margen: A veces recibirás atención no solicitada que puede cruzar la línea hacia el acoso. En casos así, bloquea al usuario y repórtalo a Instagram.

Si quieres que tu Dulcinea sepa que estás muy interesado, tendrás que hacer más que revisar sus historias y publicar trampas de sed. También pon atención a su página de perfil, donde puedes ver todas sus fotografías. Hacer un cumplido en Instagram es tan simple como darle me gusta a algunas fotografías. “Un me gusta puede significar ‘Me gustó tu fotografía al azar’, dijo Keller. “Dos es ‘Me gustan dos de tus fotos’. Tres significa ‘Estoy tratando intencionalmente de llamar tu atención’. Es el equivalente a mirar fijamente a alguien en un bar”.

“Comentar sería el equivalente a levantarte del asiento, acercarte y saludarlo”, dijo Keller. “El mensaje directo es el oficial ‘Estoy aquí y no estoy jugando’”. Fisher estuvo de acuerdo: “Una vez que te mandan un mensaje privado y están comentando tus fotos, es cuando están tratando de hacer una jugada”. Como en la vida real, la reciprocidad es importante. “Tú, por supuesto, tienes que esperar un poco para ver si a ellos también les gustan tus fotografías”, dijo Keller. “Es lo mismo que si estás mirando a alguien en el bar y ellos no te devuelven la mirada”.

Otro factor que debes tener en mente en la era de la instafama es cuántos seguidores tienen tus perspectivas románticas. “Cualquiera con más de 75.000 seguidores probablemente no se va a dar cuenta de que te gustan sus fotos”, dijo Keller. “Si a ellos les gustan tus fotos, es un juego totalmente distinto, porque significa que tomaron un paso más allá de su zona. Entonces escuchas ‘Ding, ding, ding’”.

Aunque Instagram puede ofrecer más profundidad que un perfil abreviado en Tinder, Bumble o Grindr, no olvides que de todos modos se trata de imágenes editadas. “Me he topado con chicos que francamente se rehúsan a creer que yo soy yo”, dijo Kris Kudd, de 24 años, escritor y modelo en Los Ángeles con más de 24.000 seguidores en Instagram. Cuando lo conocen en la vida real, se sorprenden de darse cuenta de que su verdadera personalidad no es tan exagerada como su personaje en Instagram. “Es una plataforma de dos dimensiones, que significa que no podemos ver todo. Sería realmente poco recomendable mostrar todo tu ser en redes sociales”.

Ajusta tus expectativas a la realidad

Desgraciadamente, Instagram no es todo amor y flores. En algunos casos, en lugar de servir como un conductor de atracción, Instagram es un recordatorio de lo que se fue.

Cuando Forgione comenzó a salir con su actual pareja, su ex novio comenzó a poner mucha atención a sus historias y a su actividad. “Su nivel de acecho sobre mí se salió de control, al punto de enviarme un mensaje para preguntarme: ‘¿Quién es tu nuevo novio?’”, dijo. “El chico con el que salgo ha publicado cosas sobre mí y tan solo por hacer eso y por etiquetarme, he visto en mis historias a tipos que lo siguen y que están viendo mis cosas”, dijo. “La gente está acechándolo y después acechándome”.

No significa que Forgione evite supervisar a sus exes. “Después de que un ex y yo rompimos, por supuesto que estaba acechándolo como loco”, dijo. Sin embargo, agregó, “no quería que se diera cuenta de que estaba viendo sus videos”. Así que utilizaba una cuenta falsa de un compañero de trabajo para ver en qué andaba su exnovio.


TE PUEDE INTERESAR
24Play
24Play
24Play

Noticias de Chile y el mundo en la señal de 24horas.cl

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]