Argentina llega a acuerdo sobre deuda con Club de París

Argentina llega a acuerdo sobre deuda con Club de París

La histórica negociación podría abrir de nuevo el financiamiento internacional para el país vecino.

24Horas.cl TVN
29.05.2014

Argentina llegó a un acuerdo este jueves con el Club de París sobre el repago de deudas vencidas, en un acuerdo histórico que podría abrir el financiamiento internacional tan necesario para el país sudamericano.

El acuerdo permitirá que Argentina pague deuda morosa que ascendía a 9.700 millones de dólares a finales de abril durante un período de cinco años.

Analistas consideraron los términos del convenio como favorables para Argentina, que en el 2002 protagonizó la cesación de pagos más grande de la historia, de 100.000 millones de dólares, que la convirtió en un paria de los mercados de capitales.

El acuerdo contempla un primer pago de 650 millones de dólares en julio del 2014 y de 500 millones de dólares en mayo del 2015. El siguiente pago se realizará en mayo del 2016.

"Los acreedores del Club de París reciben con beneplácito los avances hechos por la República Argentina hacia la normalización de sus relaciones con los acreedores, la comunidad y las instituciones financieras internacionales", dijo el grupo en un comunicado.

"La realización del pago inicial bajo un compromiso formal de Argentina de liquidar completamente sus atrasos es un paso necesario e importante para la normalización de las relaciones financieras entre los acreedores del Club de París y Argentina", agregó.

El grupo también dijo que el acuerdo despeja el camino para que las agencias de crédito a la exportación de sus miembros reanuden sus negocios con Argentina, lo que debería facilitar la inversión extranjera en el país.

"Hoy Argentina sigue en el camino de regularizar y de pagar los platos rotos (...) que nos dejaron los 40 años de neoliberalismo. Los gobiernos se sobreendeudaban para nada, no para el desarrollo", dijo a una radio el ministro de Economía, Axel Kicillof.

Tras el acuerdo con el Club de París, el principal obstáculo ahora para Argentina a la hora de recuperar por completo el acceso a los mercados de crédito internacionales es su larga batalla contra los fondos de cobertura que la han demandado en cortes internacionales por su cesación de pago.

Los demandantes se han negado a participar de dos canjes en los que el 93 por ciento de los acreedores argentinos reestructuraron sus deudas y exigen que el país les pague lo que les adeuda por los títulos público en default.

La Corte Suprema de Estados Unidos estudiará el 12 de junio una apelación clave presentada por Argentina en el litigio y que si no acepta revisar podría dejar al país al borde de una nueva cesación de pagos, al quedar expuesta al embargo de sus fondos en el extranjero.

Argentina necesita con urgencia captar capitales internacionales para desarrollar su gigantesca formación de hidrocarburos no convencionales de Vaca Muerta y reactivar su alicaída economía, que podría registrar este año su primera contracción en más de una década por una alta inflación, una caída de sus exportaciones y un pobre nivel de inversiones.

Ante una disminución de sus reservas de dólares, Buenos Aires se ha empeñado en asegurar un acuerdo que no ponga demasiada tensión sobre su balanza de pagos. Las reservas del banco central de Argentina, que el Gobierno utiliza para honrar su deuda en moneda extranjera, se sitúan en alrededor de 28.600 millones de dólares.

SIN EL FMI

Kicillof, quien lideró la delegación argentina que mantuvo una maratónica reunión en París para cerrar el acuerdo, también logró que el Club de París mantuviera al Fondo Monetario Internacional (FMI) marginado del pacto.

El Club de París usualmente requiere al FMI que forme parte de sus acuerdos financieros para que obre de auditor, lo que Buenos Aires considera inaceptable porque no acepta que el organismo revise sus cuentas.

"Es la primera negociación en donde no participa activamente el Fondo Monetario Internacional, y no ha formado parte de las condicionalidades del proceso de negociación", dijo a periodistas en Buenos Aires el jefe de Gabinete del Gobierno argentino, Jorge Capitanich.

"Esto es muy importante (...) Ha formado parte de un proceso de negociación en la defensa legítima del interés soberano", agregó.

Alemania es el mayor acreedor de Argentina en el Club de París con el 30% de la deuda, seguido de Japón con un 25%. Titulares más pequeños incluyen a Holanda, España, Italia, Estados Unidos y Suiza.

La historia del país con el grupo informal de naciones en su mayoría occidentales se remonta a los orígenes del Club de París en 1956, cuando Argentina acordó reunirse con sus acreedores públicos en la capital gala.

Fuente y foto: Reuters



TE PUEDE INTERESAR
24Play
24Play
24 Play

Sigue la transmisión multiseñal del Departamento de Prensa de TVN

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]

Saltar publicidad

La publicidad terminara en 5