Precht: “Cuando sea el momento de hablar voy a hablar”

Precht: “Cuando sea el momento de hablar voy a hablar”

El sacerdote realizó unas escuetas declaraciones en su visita a Concepción y reconoció que está preparando una defensa por los cargos que se le acusan.

Sebastian Marchant
28.06.2012

El presbítero Cristián Precht realizó la tarde de este jueves breves declaraciones en la ciudad de Concepción, donde dijo estar preparando su defensa y que "es el momento de callar".

Este es un momento para callar. Ya entregué mi declaración y cuando sea el momento de hablar, vamos a hablar”, dijo.

Sobre una eventual defensa que estaría preparando para enfrentar estas acusaciones, el sacerdote reconoció que trabaja en ello pero que no puede entregar mayores detalles sobre lo que está realizando.

"Tal como les digo, cuando sea el momento de hablar voy a hablar. Dice la Biblia que hay momentos de hablar y de callar y este es un momento de callar", afirmó.

Esta mañana el arzobispo de Santiago, monseñor Ricardo Ezzati, anunció que decidió enviar al Vaticano los antecedentes de la investigación que realizó la Iglesia por denuncias de supuestos abusos sexuales, las que afectan a los presbíteros Cristián Precht y Alfredo Soiza-Piñeyro Vega.

Ezzati, señaló además que para ambos casos pedirá la derogación de la prescripción.

LA DENUNCIA POR PATRICIO VELA

El caso que inició la investigación contra Precht es el del psicólogo Patricio Vela Montero, quien se quitó la vida en Estados Unidos cuando tenía 29 años de edad.

Había conocido a Precht cuando -a fines de los años 70- era alumno del Seminario Pontificio Menor, y desde entonces estableció con él una relación de cercanía hasta su adultez. El presbítero, inclusive, vacacionó con él y su familia, ofició su matrimonio, bautizó a su hija, y fue una de las últimas personas que lo vio antes del suicidio. Al término de ese viaje, y al regresar a Chile, recibió de él una carta para que se la entregara a su padre cuando él le dijera.

Una semana después Vela Montero se suicidó y la carta nunca fue entregada, según el sacerdote para no causar dolor a la familia en ese momento. 

Veinte años después (2011) el propio Precht visitó a Patricio Vela Peebles, el padre del joven, y le entregó la carta. Le dijo que había olvidado que la tenía y que había aparecido mientras buscaba otro documento.

Sobre la misiva, Van Peebles dijo en noviembre del año pasado a La Tercera  que "es una carta que no habla de Precht. Patricio me cuenta de su vida en Estados Unidos, de su depresión, que está mejor. Es una carta que no tiene nada raro, salvo que se demoró 20 años en aparecer. Después de recibirla, la entregué al Arzobispado".

Antes de eso, en junio de 2010, el Arzobispado de Santiago ya había ordenado una investigación canónica a raíz de una denuncia por "hechos" ocurridos en la década de los 80. Dos meses después la familia y la viuda de Vela entregaron antecedentes.

En octubre concluyó la investigación y el Arzobispado informó que "los antecedentes obtenidos de los interrogatorios y documentos, analizados en contexto y en derecho, la investigación estableció que no hay elementos que permitan acreditar la verosimilitud de los hechos denunciados, en cuanto constitutivos de delito canónico, es decir, de abuso sexual cometido por un clérigo contra un menor de edad".

Descartado entonces el abuso de menores, las faltas a indagar eran el abuso de la potestad sacerdotal, es decir, haberse aprovechado de su posición ante una persona, y la desobediencia al celibato.

En declaraciones al mismo matutino, Vela Peebles dijo que "cuando un joven va a pedir consejo a un sacerdote queda bajo su protección y Precht faltó a eso. Hubo aprovechamiento de la angustia que tenía mi hijo cuando lo fue a ver como confesor y guía espiritual. No es la parte sexual la que me escandaliza, es la parte de que como sacerdote, él no puede aprovecharse. El en su condición lo tiene expresamente vedado... y aprovecharse de un joven que se va a confesar es malo, feo", señala Vela Peebles.

"Estamos tranquilos. Nosotros nunca hablamos de pedofilia de parte del señor Precht, sólo dijimos que había abusado de mi hijo. Si la Iglesia decidió suspenderlo es porque aún hay cosas que investigar. Estuve 20 años sin entender la muerte de mi hijo, y por primera vez veo una luz", dijo.

Este jueves 28 de junio, el arzobispo Ricardo Ezzati informó que todos los antecedentes de la investigación por la denuncia de abusos sexuales contra el presbítero Precht serán enviados al Vaticano.

"En ambos casos (incluyendo el del sacerdote Alfredo Soiza-Piñeyro) nos encontramos ante noticias verosímiles de conductas abusivas con mayores y menores de edad. Ello exige que las actas del proceso sean transmitidas a la Congregación para la Doctrina de la Fe, porque la autoridad eclesiástica local no es competente, al estar estos 'delitos más graves' reservados al mencionado Dicasterio, incluso cuando estén prescritos para la legislación canónica al haber transcurrido 20 años desde que las eventuales víctimas cumplieron 18 años. Como Arzobispo de Santiago pediré para ambos casos la derogación de la prescripción", dijo hoy monseñor Ezzati.



TE PUEDE INTERESAR
24Play
24Play
Señal 24Play

Transmisión multiseñal del Departamento de Prensa de TVN

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]

Saltar publicidad

La publicidad terminara en 5