¿Qué tan grande es la amenaza de los militantes islamistas en Túnez?

¿Qué tan grande es la amenaza de los militantes islamistas en Túnez?

Después de la "primavera árabe", Túnez pasó de ser un bastión del secularismo a tener cada vez más militantes islámicos y ser el país que más combatientes extranjeros le proporciona a Estado Islámico.

24horas Administrator
19.03.2015

Túnez es el país que le proprociona más combatientes extranjeros al Estado Islámico en Siria e Irak.

Luego de derrocamiento de Zine al-Abidine Ben Ali durante la primavera árabe de 2011, Túnez pasó de ser un bastión del secularismo a tener cada vez más militantes islámicos.

Y el ataque perpetrado este miércoles en su famoso museo Bardo, que dejó 19 muertos –en su mayoría turistas extranjeros– ha sido el evento más letal desde la revolución.

Desde un primer momento todos los dedos apuntaron a grupos musulmanes salafíes de línea dura vinculados con al-Qaeda o el autodenominado Estado Islámico (EI), organización que está combatiendo en Irak y Siria y tiene presencia en un país vecino: Libia.

Y este jueves el EI se atribuyó el ataque, que describió como "una bendita invasión de una de las guaridas de los infieles y el vicio en la Túnez musulmana".

El vínculo no produce sorpresa. De hecho, según las autoridades tunecinas, más de 3.000 de sus ciudadanos han salido del país para sumarse a la "guerra santa" o yihad del EI en países como Irak y Siria.

Y según varios investigadores esto convierte a Túnez en el país que más combatientes extranjeros le ha aportado a la organización.

Se cree además que algunos de esos militantes ya regresaron a Túnez, aumentando así las amenazas contra la seguridad interna.

150319143143_syria_iraq_foreign_fighters_19_03_15_624gr_spanish.gif

El ataque sin duda constituye un duro golpe en contra del nuevo gobierno, que se comprometió a ser más duro con los militantes luego de derrotar al partido islamista moderado Ennahda en los comicios del año pasado.

Luego de haber ganado las primeras elecciones después de la revolución, a Ennahda se le acusó de ser demasiado permisivo con los grupos yihadistas.

Y esta percepción se acentuó luego del asesinato de dos destacados políticos seculares –Chokri Bealid y Mohamed Brahmi– en 2013.

También al-Qaeda

Túnez también ha combatido a al-Qaeda en el Magreb Islámico (AQIM) en su frontera con Argelia.

Las fuerzas de seguridad tunecinas tienen poca experiencia en contra-terrorismo.

150319142221_tunez2.jpg

El grupo ha estado detrás de varios ataques en contra de las fuerzas de seguridad tunecinas en la montañosa región y al menos 14 soldados murieron luego de una incursión en dos puestos de control en julio de 2014, el mayor número de bajas para el ejército desde la independencia de Francia en 1956.

El ataque se produjo a pesar de la ofensiva militar por tierra y aire conducida desde 2012 para intentar eliminar la amenaza militante.

Pero el revés no causó sorpresa, pues Túnez tiene uno de los ejércitos más pequeños de la región, con poca experiencia en contraterrorismo, aunque sus soldados han estado recibiendo entrenamiento y equipos de Europa y Estados Unidos.

La amenaza local

Dentro del país el principal grupo islamista es Ansar al-Sharia. Designado como grupo terrorista fue acusado de estar detrás de un ataque en contra de la embajada de EE.UU. en septiembre de 2012.

Los militantes islamistas son la principal amenaza a la estabilidad política de Túnez.

Pero la organización sufrió un duro golpe cuando uno de sus líderes, Ahmed al-Rouissi, conocido también como Abu Ayadh al-Tunisi, quien fue declarado muerto la semana pasada en la ciudad libia de Sirte, donde había estado colaborado con EI.

Las autoridades tunecinas inicialmente sospechaban que el ataque en el museo podía haber sido en venganza por su muerte.

Al-Tunisi, había sido perdonado y liberado de prisión después del derrocamiento del presidente Ben Ali como parte de los esfuerzos por promover la reconciliación, pero terminó convirtiéndose en una figura clave para el crecimiento del islamismo militante en Túnez y Libia, lo que valió el apodo de "Caja negra del terrorismo".

Y, en Túnez, Ansar al-Sharia ha cosechado apoyo gracias a su trabajo humanitario, especialmente en los barrios con mayores niveles de pobreza y desempleo.

La base de apoyo del movimiento es relativamente pequeña pero, tal como señalan algunos analistas, con sus lazos con EI, Ansar al-Sharia se presenta como la mayor amenaza que enfrenta Túnez, el único Estado árabe que ha logrado una transición política exitosa luego de los levantamientos populares de la primavera de 2011.


TE PUEDE INTERESAR
24Play
24Play
24Play

Noticias de Chile y el mundo en la señal de 24horas.cl

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]