Jorge Abbott: "Si asumo como fiscal nacional me inhabilitaré del caso Penta"

Jorge Abbott: "Si asumo como fiscal nacional me inhabilitaré del caso Penta"

En su exposición ante la Comisión de Constitución del Senado, el candidato a fiscal nacional reconoció el fracaso del Ministerio Público en la persecución de los delitos contra la propiedad, pero propuso solucionarlo involucrando a los fiscales desde el principio del proceso y mejorando el trabajo con los policías y la interacción con la comunidad.

Claudia Del Solar
21.10.2015

El candidato a Fiscal Nacional propuesto por la Presidenta Michelle Bachelet, Jorge Abbott Charme, centró su exposición ante la Comisión de Constitución del Senado en los cambios que él impulsaría en el Ministerio Público para mejorar la tasa de resolución de delitos, especialmente aquellos contra la propiedad. "El gran desafío del próximo fiscal es cambiar el paradigma de investigar para terminar las causas, a investigar para esclarecer las causas", dijo, para satisfacer así a los senadores que creen que el  principal fracaso del organismo es la lucha contra la delincuencia.

Abbott abordó brevemente otros aspectos, entre ellos su parentesco con el ex canciller y actual presidente de empresas Penta, Alfredo Moreno, de quien es primo hermano. En esa línea, dijo que se inhabilitará, como lo ha hecho desde el primer día, en todas aquellas causas relacionadas con Penta. "Desde el  primer día en que apareció esta investigación le comuniqué al Fiscal Nacional (Sabas Chahuán) mi parentesco con Alfredo Moreno y que me librara de cualquier conocimiento o especie de esta causa, aún en los aspectos administrativos. Si asumo como fiscal nacional evidentemente tendré que inhabilitarme en esta causa".

También tranquilizó a otros senadores respecto de la utilización de procesos judiciales con fines políticos. Aseguró que sin perjuicio de la transparencia del sistema, será enfático en resguardar el principio de la presunción de inocencia. "Hoy basta que una persona sea citada a declarar en una causa para que el sistema entienda que está involucrada en un proceso delictivo y se le atribuyan responsabilidades que no corresponden. Debemos ser cuidadosos en no afectar la presunción de inocencia", advirtió.

Y agregó que será cuidadoso en no permitir que el Ministerio termine siendo funcional a intereses particulares. "No podemos provocar efectos o ser funcionales  a objetivos distintos a los de la persecución penal. El reproche penal no está para mejorar la posición de nadie en procesos de negociación que están en el ámbito civil", aclaró.

Abbott, cuyo nombramiento como próximo fiscal nacional por ocho años debe ser ratificado en una sesión convocada para esta tarde con la aprobación de 25 senadores (2/3 de la Cámara Alta) enfrenta algunos problemas para su ratificación debido a que los votos de la Nueva Mayoría no están alineados -los PPD Jaime Quintana y Guido Girardi no han decidido su voto- y a que se requiere, necesariamente, algunos votos de la oposición para completar el quorum.

Ya anunciaron su abstención los senadores Jorge Pizarro y Carlos Montes, mientras que no estará en la votación Fulvio Rossi, con licencia médica, con lo que la Nueva Mayoría tiene un máximo disponible de 18 votos. En la oposición está con licencia médica Jaime Orpis. El gobierno ha salido a buscar respaldo de senadores de oposición aislados y ha tratado de evitar una votación de rechazo en bloque de la Alianza.

Deficiencias y soluciones

Al abordar las deficiencias del Ministerio Público en materia de persecución penal, Jorge Abbott dijo que el sistema "se diseñó para terminar las causas rápidamente y de esa forma focalizar los esfuerzos en las causas que tenían mayor viabilidad, pero hoy el reclamo de la ciudadanía es mejorar la investigación en aquellas áreas donde tenemos deficiencias".

Reconoció entre éstas la baja tasa de resolución de aquellos delitos donde no hay un imputado conocido, que alcanzan al  90% sin sentencia condenatoria. "Hay áreas donde tenemos una deuda con la comunidad nacional respecto de la eficiencia con la que debe actuar el Ministerio Público, por ejemplo, la que dice relación con la seguridad ciudadana y particularmente  con los delitos contra la propiedad, especialmente donde hay imputados desconocidos".

Dijo que en parte el problema es que la institución hoy recibe un millón 300 mil denuncias al año, "que es un número difícil de tramitar adecuadamente para una institución que se diseñó para un ingreso de causas mucho menores", pero propuso resolver esas deficiencias mejorando el trabajo conjunto con las policías  desde el inicio del proceso.

"El éxito de las causas tiene en gran medida que ver con la información que se recoge al inicio por parte de las policías o de las víctimas, pero hoy la asignación del fiscal es posterior a la recolección de esa información. Debemos trabajar para que a través de la interacción entre el Ministerio Público y las policías haya una retroalimentación desde el inicio del proceso, de modo tal que desde el principio exista un fiscal que pueda analizar la información e interactuar con la policía, las víctimas y los testigos, para darle una mayor viabilidad a la investigación", dijo Abbott.

También propuso cambiar la relación con las policías desde el aspecto solo formal hacia un plano más colaborativo. "El cambio de paradigma de poner la inteligencia al principio del proceso trae aparejada la necesidad de una interacción más estrecha con las policías;  hoy es muy formal, nos llegan los partes que son un documento más, pero no existe una interacción inmediata con las policías, la que ahora es necesario establecer".

Asimismo, y junto con destacar que el plan de fortalecimiento del Ministerio Público comprende la incorporación de 122 fiscales nuevos, dijo que ellos deberán tener una mayor y mejor interacción con la comunidad.  "Hoy por hoy el Ministerio Público entiende su autonomía como estar lejos de la comunidad y del aparato del Estado y eso hay que cambiarlo, porque los fiscales tienen un rol fundamental, como es el resultado de la investigación penal, y eso lo hace responsable del desarrollo de esas investigaciones (...) El Ministerio Púbico no vive en un limbo", advirtió.

En esa línea, dijo que hoy el Ministerio Público tiene una deuda enorme con las víctimas. "Antes para el Ministerio Público la víctima era importante para la persecución del delito, pero no era importante como víctima en sí. Hoy debe ser importante para darle información y protección", dijo.

Los éxitos: delitos flagrantes

Entre los éxitos Jorge Abbott, quien es Director Ejecutivo de la Fiscalía, incluyó los delitos flagrantes y la violencia intrafamiliar. "El Ministerio Público ha tenido áreas donde su desempeño ha sido razonable, como los delitos flagrantes, y entre ellos hay ciertas materias que han sido tratadas con prioridad respecto de las cuales existe alta satisfacción de las víctimas, como es el caso de la violencia intrafamiliar".

Y aunque dijo que en ningún país del mundo se resuelve el cien por ciento de los casos, indicó que la Fiscalía no es la única responsable de los fracasos. "Este es un fracaso conjunto, del Ministerio Público, porque dirige la investigación, pero también del sistema porque tenemos metas distintas", advirtió.

Foto: Agencia Uno



TE PUEDE INTERESAR
24Play
24Play
Señal 24Play

Transmisión multiseñal del Departamento de Prensa de TVN

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]

Saltar publicidad

La publicidad terminara en 5