Informe Especial: Sin cuerpo ¿no hay delito?

Informe Especial: Sin cuerpo ¿no hay delito?

El reportaje indaga en una dolorosa realidad en la historia de cinco mujeres desaparecidas y el resultado de las investigaciones.

24Horas.cl Tvn, Genesis Villar
15.10.2021

Hicieron desaparecer a sus víctimas y sin embargo queda en libertad o no reciben un ejemplar castigo. "Sin cuerpo, no hay delito” es un viejo principio judicial que se aplica también en casos actuales de mujeres que desaparecen abrupta e inesperadamente. Las familias presienten que algo no anda bien. ¿Cómo enfrentan la búsqueda que puede durar incluso décadas?

El caso de Catalina Álvarez

"Ibamos a hacer una nueva vida con mi hija y fue muy duro para mi" relata su padre,Luis Alvarez. "Ella llegó el día jueves, la vio a deja el papá, y el viernes se iba a ir a la cordillera" agrega su madre, Ximena Godoy,

"Mi hija nunca salió, conmigo nunca llegó tarde" padre.

"Ella me dijo, mamá voy a salir, voy a Rahue a la casa de mi amiga, vas y vuelves le dije yo, es un lugar peligroso," madre.

"Como la dejo irse la mama para allá, no tengo idea, por qué la dejo ir", padre

"Yo le mande un mensaje como a las 12:30, donde estay, no si me dijo mamá ya me voy a ir, déjame bailar" madre.

Era la madrugada de un sábado y Catalina Álvarez de 16 años toma un colectivo que la llevará a casa de su madre. "La llamo por telefono a las 12.57, voy en el colectivo, la espero afuera". A las 03:00 de la mañana escucho  por teléfono "ay mamita" relata su madre.

Quien conduce el colectivo de la línea 57 es un psicópata que antes robó , secuestró y violó a mujeres pero Catalina no lo sabe y esa noche desaparece en manos de un asesino serial.

"Si es un psicopáta, la posibilidad que siga matando mujeres es alta por la adrenalina que le provocó el primer episodio, le produce mucha satisfacción, es necesidad de adrenalina, le gusta el peligroso", indica Rodrigo Dresdner, psiquiatra.

Durante los primeros 15 días nadie sabrá quién se llevó a la muchacha, ni familiares, amigos, PDI, Carabineros, Bomberos que rastrillaron quebradas y senderos pero luego hablarán los registros telefónicos y las cámaras de Copiapó.

Esto ocurrió en junio 2019, cinco meses antes un incendio había destruido un departamento en la población Colonias Extranjeras, entre los restos fue encontrado un cuerpo carbonizado que finalmente pudo ser identificado: se trataba del peluquero trans Horacio Lanchipa, su nombre artístico "Sussy Montalván".

"A la revisión del cuerpo se observa un sweater femenino en una característica típica de estrangulamiento mecánico, ello también unido a que en la vía respiratoria no se encontró restos de ollino producto de la combustión del inmueble." Subprefecto Carlos Bartheld, jefe brigada de Homicidios PDI Atacama.

 

Apenas un mes después el 5 de febrero del 2019, Marina Cabrera, una mujer boliviana de 24 años sube a una camioneta, parece una gentileza del conductor, pero el tipo no la lleva a su casa y acelera hacia la cuesta Cardones, nadie se percata del rapto.

"Llegué a la tarde de mi trabajo y ella no estaba, en mes de junio julio, yo estaba trabajando y me llaman de PDI" señala Juan Paredes, pareja de Marina Cabrera.

"Se encontraron restos óseos que finalmente de acuerdo a los peritajes se logró establecer que pertenecían a Marina Cabrera" apunta Rebeca Varas, vocera Fiscalía Regional de Atacama.

"Cuando vinimos acá habían piedras con sangre, sangre que parecía fresca, otras que parecía seca, pelos de diferentes colores, se le avisó a la PDI y lo que había aquí era solo de Marina", comenta Ximena Godoy madre de Catalina Álvarez.

El miedo y la indignación aparecen en Copiapó

La desaparición de Catalina Alvarez alimenta rumores y grafitis contra fiscales y policias. Finalmente hablan las cámaras y los registros telefónicos, había sido identificado el colectivero, Hugo Pastén.

"Se logra descubrir en el vehículo colectivo, sangre que pertenecía efectivamente a Catalina Alvárez y también sangre en la chaqueta del imputado Hugo Pastén", relata Rebeca Varas, vocera fiscalía regional de Atacama.

"Señala que efectivamente tomó a Catalina y la lleva hacia un sector a la salida de la ciudad, donde finalmente la muchacha se arrojó del vehículo a una velocidad de 100 kilómetros. Relata que recoge a la menor, la posiciona en el vehículo y en un sector que después señala la deja en un costado del camino, en ese mismo sector se encontraron evidencias de la presencia de la menor, un celular y su cédula de identidad "Subprefecto Carlos Bartheld, jefe brigada de Homicidios PDI Atacaama.

Hugo Pastén era un perfecto conocido para la policía. En 2004, Hugo Pastén fue condenado a 24 años de cárcel por robo y violación contra dos mujeres a las que incluso hirió con un cuchillo.

Pastén se jactó de ser "gigoló".  Alcanzó a cumplir 11 años en prisión, cuando obtuvo un beneficio que le permitió cumplir el resto de la pena en libertad condicional en 2017.

En 2019 volvió a su naturaleza depredadora, los asesinatos de Susy Montalván y Marina Cabrera mostraban un patrón común: desaparición de los cuerpos de sus víctimas.

"Hay un caso que se repite en el caso de esta persona, es que elimina los cuerpos utilizando fuego, los carboniza, a Horacio Lanchipa (Sussy Montalván), finalmente señala que sí mantenía una relación de carácter sexual con Sussy Montalván, trata de realizar una coartada con su conviviente en ese momento, finalmente la mujer confiesa que esa petición la realiza Hugo Pastén a fin de realizar una coartada".

En el caso de Catalina Alvarez la coartada parece haber funcionado, porque Pasten pudo demostrar que a las 5 de la mañana el día de la desaparición, él había vuelto junto a su conviviente.

"Desde que yo escucho su 'ay mamita'  hasta que él va a buscar a su mujer no alcanzan a pasar dos horas, en una hora 48 minutos no desparece un cuerpo que llevamos más de 2 años buscando", agrega la madre de Catalina.

 

Los padres de Catalina sospechan que hubo un cómplice porque ella pesaba 103 kilos.

¿Hay un cómplice al que el asesino protege?

Pasten se niega a confesar dónde ocultó el cuerpo de Catalina o si lo quemó.

Luis Álvarez, padre de Catalina, indica que "la pregunta qué esperamos para hacerlo hablar, dónde dejó la Catalina, yo lo haría hablar"

"A altura lo único que nos serviría sería torturarlo para que hable porque no encontramos otra forma, llevamos un año buscando, hay miles y millones de pique, el desierto se nos hizo demasiado grande".

"Yo me acerqué a PDI, yo vi los noticeros, vi que era la misma persona que me intentó secuestrar, Catalina era vecina mía, después yo decía por qué no fui yo, yo lo hubiera resistido mejor, Catalina era un angelito", Marjorie Autran, víctima de Hugo Pasten.

Marjorie es una joven que días antes se había salvado del colectivero psicopata. "Tomé el colectivo, aceleró y yo me entregé a la vida asumí que me iba a hacer algo, que me iba a llevar a otro sitio, tomé mi teléfono y fingí una llamada. Iba más de 100 km por hora y frenó de golpe, se desvió a los semáforos de mi población".

 

Todo indica que Pasten no es el único femicida de Atacama.

El caso de Thiare Elgueda

Había cumplido 19 años, había desaparecido mientras hacía dedo en la salida norte de Copiapó. una imagen borrosa en el peaje la muestra en un auto.

Evelyn Acuña, madre de Thiare Elgueda, relata que, "los pololos que la Tiare se juntaba no era de los trigos muy limpios, la Tiare consumía drogas, marihuana".

Según la policía ella se desplazaba constantemente entre Chañaral, Copiapó y Caldera.

¿Son incapaces los fiscales o se traga la tierra a ciertas mujeres en Atacama o hay criminales que se pasaron el dato que sin cuerpo no hay delito?.

Francisco Maffioletti, psicólogo forense: “Al mundo judicial le cuesta tomar una decisión tan radical como condenar un homicidio cuando no existe la prueba material de ello".

Carlos Gajardo, abogado: "Se requiere para acreditar que efectivamente hubo un homicidio, encontrar pruebas suficientes que no dejen el espacio de esa duda y la mejor prueba, entonces, es el cadáver que presenta señales de haber sido ultimado” .

 

El caso de Hasper del Río

Viajamos hasta Osorno para conocer la historia de Hasper del Río, una joven de 15 años que desapareció hace 13 años. Conversamos con su madre, quien no pierde la esperanza de encontrar, al menos, su cuerpo.

"Llegué del trabajo y ella tenía pancito" comenta Marcela Nactoch, madre de Hasper.

"Le hice su mochila para el día siguiente, 7.40 de la mañana ella bajó del departamento hacia el paradero, se despidió me dio un beso, siento que suena el teléfono y era su compañera , tía despierte a Hasper porque no me contesta el teléfono" relata su madre.

 

Marcela fue al colegio y a Carabineros, recorrió las orillas cercana del Río Rahue y preguntaba si habían visto a una niña con los rasgos de su hija.

"Yo vi a una niña con esas características" le señaló a la madre, un barrendero , quien indica que la vio con un hombre que la abrazaba por atrás y se fueron hacia el río.

Las búsquedas fueron infructuosas pero su madre no olvidó su testimonio. Ocho meses después desapareció Carla Oyarzún.

Cristian Rogel un reconocido atleta de la zona se ofreció para buscar a la víctima y declaró a una radio local.

"Escuché la voz de Cristian diciendo que él iba a a ayudar en la busqueda de carlita, que el conocía el sector y fue en ese momento cuando me di cuenta de que él mismo me había dicho eso", indica su madre.

 

Carla fue encontrada entre los pastizales de la Villa Olímpica de Osorno, había sido ultrajada, estrangulada y golpeada. La esposa de Rogel notó actituds sospechosas de Rogel y lo denunció. La mujer señaló que se duchó vestido para luego lavar sus ropas.

La investigación mostró que la sangre que no pudo eliminar correspondía a Carla, pronto se denunciaría que otras cinco niñas entre 12 y 14 niñas incluidas familiares del atleta fueron agredidas por este instructor de atletismo.

"Nosotros eramos compañeros con Cristian y retomamos la comunicación años después, y ahí me dice, por qué Hasper no hace atletismo conmigo y mi hija empezó a asistir los fin de semana. Yo no tenía desconfianza en él" relata la madre de Hasper.

Cuando desapareció Hasper  su madre participó en rastrillaje junto a Carabineros, en un momento llegó a una casa frente a la villa olímpica donde vivía Rogel quien al ver a los policías se molestó.

Hasper no apareció, al enterarse lo ocurrido con Carlita, Marcela, madre de Hasper empezó a convencerse que el responsable era Rogel y empezó a convencer a los fiscales.

"Pensamos en un momento en eso y es una de las hipótesis que hemos tenido durante la investigación, hasta el minuto no podemos señalar que hay algún punto o fundamento que diga que este señor tuvo participación en  la desaparición de Hasper" indica María Angélica de Miguel, fiscal Jefa de Osorno.

La mamá de Hasper decidió confrontar a Cristian en la cárcel. "Cristian de lo que se te acusa de la muerte de Carlita... no me dijo si soy inocente Marcela".

Asimismo agregó que "no te quise decir nada pero yo vi a Hasper el día que desapareció en el paradero, y después de 8 meses me vienes a decir que desapareció".

"Lo que tú le hiciste a la Carlita, se lo hiciste a la Hasper, porque todo te cumpla, tú mataste a la Carlita. Y me dice, Marcela yo violé, no la maté, yo la dejé recostada en un árbol, y golpeó la reja, quien manda a estas niñas andar tarde, buscaron su desgracia" comenta Marcela.

Y le dije "tú hiciste algo a mi hija, dime dónde está".

En 2009 Cristián Rogel fue condenado a presidio perpetuo por el crimen de Carla Oyarzún. Marcela en tanto siguió buscando a su hija, como muchos padres de desaparecidos se apoya en videntes, hoy se apoya en un perito que asegura saber dónde está enterrada Hasper.

ROGEL  

El lugar está próximo a la casa donde vivía Rogel y de donde observaba a quienes trotaban en la Villa Olímpico.

En un informe que entregó a la madre de Hasper, el perito refiere numerosas coincidencias que apuntan a la culpabilidad de Rogel.

"Se acredita ya con pruebas una relación directa de la desaparición de Hasper, debido a que todo lo que hizo con Carla, lo hizo con Hasper" comenta Jaime Brieba, investigador criminalístico.

"El cuerpo en este caso es el que habla, el testigo o la grabación, el medi ode prueba y en la medida que se deshacen del cuerpo , se deshacen de rastros, no son poco comunes los casos donde hay violación con homicidio", agrega Francisco Maffioletti, psicológo forense.

Claudia Agüero

"En esta zona por su geografía es muy fácil que alguien sea secuestrado, tomado por la fuerza, de manera oculta, contra su volluntad y que la hagan desaparecer" agrega Andrés Firmani, abogado de familia de Claudia Agüero.

Un joven formó un grupo de búsqueda de Claudia Agüero, una mujer casada, madre de dos hijos, que desapareció en diciembre del 2019 y cuya imagen lleva estampada en un polerón.

"Yo la pasaba a dejar al paradero y continuaba a pasar a dejar a Madeleinne al colegio, esa era la rutina", señal Irsio Hernández, pareja de Claudio Agüero.

Claudia aseaba en las mañanas una casa de Villa Los Volcanes, en las tardes cumplía tareas de limpieza en una empresa de transportes, pero ese día se ausentó en los trabajos.

Su celular fue encontrado por la mitad. "Fueron hallados de una manera muy llamativa y que hacen incluso pensar que pudieran haber sido un elemento distractor"relata Marcelo Maldonado, fiscal jefe de Puerto Montt.

CLAUDIA  

También fue encontrara ropa masculina con semen, pero ¿cómo cotejar la muestra y saber a quién corresponde? un improbable banco genético de toda la población chilena pero no existe.

"El caso de Claudia ha resultado difícil porque no existe prueba de su desaparición, nosotros interpusimos querella por secuestro porque es lo que se puede proponer como investigación, pero por ahora no tenemos cuerpo, no sabemos lo que sucedió con ella", declara Andrés Firmani, abogado de familia de Claudia Agüero

"Ha sido difícil convivir pensando lo mismo, no saber nada" comenta su hijo Byron.

 

Pero ¿quien era Claudia? ¿por qué después de desaparecer, alguien la llamó de Uruguay?.

"Claudia tenía en principio, aparentemente normal, sin embargo a través de la investigación se fue encontrando a una Claudia que tenía contactos en redes sociales, eso significó que hay muchos nombres que están siendo investigados y eso hace que genere una persona que tenía una actividad paralela bastante confusa", Firmani, "el celular arroja antecedentes de una posible vinculación con algún tercero que haya estado involucrado con ella y que pueda estar teniendo responsabilidad de su paradero, eso se está investigando incluso a nivel internacional".

El caso de Mariela Barra

En la espesura aledaña en Puerto Montt se perdió el rastro de Mariela Barra.

"Su ex esposo la acosaba por teléfono, ella tenía una depresión endógena era controlada por una psiquiatra" comenta Bernardo Betancur, pareja de Mariela.

En el hospital se atrasaron con los medicamentos antidepresivos y su hija del mismo nombre, se había marchado a Concepción negándose a regresar a casa.

Ese día de julio del 2011 luego de discutir con su marido y de alimentar a su hijo pequeño, salió a caminar.

Su vecina, Lilian Levipichún, comenta que le dijo para dónde iba y Mariela le respondió "me puedes cuidar a Benjita porque no sé a qué hora voy a volver, y le pregunto para dónde va y en ese momento va pasando Milton con su hija".

"Yo estaba conversado con al Lili y ella dijo que la trajera hasta el cruce (...) se puso a lado y hablaba sola, fueron como tres minutos, miré como se subió y se bajó nomás" señala Milton.

 

La PDI sospechó primero del marido, coincidió esta desaparición con el caso de la contadora Viviana Haeger, asesinada por un supeusto sicario y cuyo esposo estuvo por casi dos años en porisión preventiva abntes de ser absoluto.

Cuatro meses después la designación de Sergio Coronado como nuevo fiscal aceleró las pesquizas.

En 2012, Miltón Hernández que pidió no ser grabado a luz se convirtió en el sospechoso número 1. Coronado y su equipo de Carabineros pensaba que el caso estaba casi resuelto".

“Uno me agarraba las manos y los otros me pegaban y así”, recuerda uno de los principales sospechosos en el caso de Mariela Barra.

Sin una orden judicial lo detuvieron por más de 24 horas y no vacilaron en golpearlo reiteradamente según se denunció después.

El persecutor manejaba pruebas aparentemente irrefutables, revisada la casa de Milton, la Policía encontró cabellos de Mariela en una alfombra y después el teléfono de Mariela en silencio por varios meses activó su casilla de email.

Una jovencita señaló que su tío Germán Muñoz se lo había regalado. El sujeto fue investigado y sosrepndió a todos declarando ver a Mariela y a Milton el día de la desaparición.

Observó que Milton se alejaba después de abandonar un celular, unas zapatillas y ropa, dijo que se guardó las pertenecencias sabiendo que eran de Mariela y que nada dijo antes por miedo a Milton Hernández.

Pero aparecería un nuevo testigo: Luis Lizama de 19 años, primero testificó a ver visto cómo Mariela se subía a un bus hacia Puerto Montt, pero declaró después haber compartido con Mariela y Milton, testificó que los tres tomaron cerveza juto a una copa.

Testificó que mientras orinaba vio a Milton forcejando con la mujer quien cayó desde la carreta, luego la habría golpeado y violado. Afirmó que no reaccionó y que huyó del lugar siendo alcanzado por Hernández amenazándolo si hablaba.

IE1

Jonathan Ramirez, abogado de Milton Hernández "era tanta la presión de resolver el caso que Coronado simplemente agarró a Milton lo detuvo ilegalmente , lo llevó a una sala y golpeó, lo hicieron firmar una declaración autoincriminatoria, porque Milton era analfabeto.

"Ellos me estaban haciendo decir lo que ellos querían escuchar" declara la vecina de Mariela.

El principal sospechoso en el caso de Mariela Barra alcanzó a estar un mes en prisión preventiva. Finalmente salió libre, se declaró inocente.

Respecto a los cabellos de Mariela el ex defensor público cree que los carabineros mandados por el fiscal plantaron esa prueba.

Sergio Coronado dejó la Fiscalia y hoy representa al marido de Mariela. "Fue un tremendo resultado porque habían resultados, pruebas, testigos, se encontró ropa" declara su marido.

¿Se suicidó Mariela por su depresión endógena? ¿Fue asesinada en un sendero solitario mientras caminaba hacia ninguna parte?

Esta historia no ha terminado, mientras tanto, sin cuerpo no hay delito.

El caso de Paola Alvarado

Hoy la justicia podría condenar a asesinos, aunque el cuerpo de la víctima no haya aparecido. Eso ocurrió por primera vez hace dos meses en el sur de Chile, en el caso de Paola Alvarado

"La Paola era una buena niña dedicada a su casa a su hijo", declara su madre Nancy Cortéz

Su madre no sabia que Paola se dedicaba a la prostitución en Temuco.

La investigación establece que en noviembre de 2018 Erwin Aedo contactó a Paola Alvarado para mantener relaciones sexuales por unos $400 mil. Cuando se reunieron, el hombre le confesó que no tenía esa cantidad, lo que generó una discusión con un trágico final.

Cuando se encontraron, Paola le envía un mensaje a su amiga que estaba desilusionada, que el cliente es "chico y feo".

Roberto Garrido, fiscal regional de la Araucanía, declara que, "él manifestó que recibió a la víctima y le confesó que no tenía la cantidad de dinero que le ofreció y eso generó una discusión y en ese contexto él la agredió y arrojó su cuerpo al río".

RIO  

La Fiscalía y los policías actuaron rápido y gracias a los registros telefónicos pudieron dar con el acusado, quien finalmente confesó haber dado muerte a Paola y quien además quemó su celular y ropa.

Erwin confesó. "Haberle dado muerte fuera del vehículo, golpeando con un palo y atacándola con un cuchillo, tomar el cuerpo y echarlo al río y esa versión mantuvo".

Entre el 9 y el 10 de noviembre desde un puente Paola habría sido lanzada. Hasta el día de hoy se ignora dónde está el cuerpo de Paola Alvarado. La georreferenciación del teléfono de Erwin Aedo lo ubica en un lugar distinto al que confesó.

El abogado de Erwin solicitó en junio la  libertad del imputado porque dijo "no hay cuerpo, no hay ADN, no hay arma homicida".

Al igual que Hugo Pasten, Erwin se abstuvo a su versión negándose a declarar en el juicio oral.

Muchos suponen que la confesión de un homicida es suficiente para lograr una condena, pero no es así y hay razones para ello. Francisco Maffioletti advierte “que nada nos podría garantizar de que la persona no esté con vida, cuando no hay cuerpo".

Cerca de 20 mil personas desaparecen todos los años en Chile

Sin embargo, más de 19 mil apareen dentro de las primeras 48 oras el principio de que "sin cuerpo no hay delito" existía en Gran Bretaña.

Todo indica que el viejo principio de "sin cuerpo no hay delito" no tiene hoy la misma relevancia que en el pasado gracias  a la creciente valoración de las pruebas e indicios que acrediten fuera de toda duda que en el caso de una desaparición hubo efectivamente un homicidio aunque no se encuentre el cadáver de la víctima.

Por ahora hay muchos casos de mujeres desaparecidas que claman por justicia.



TE PUEDE INTERESAR
24Play
24Play
24 Play

Sigue la transmisión multiseñal del Departamento de Prensa de TVN

24HORAS VIDEO
24 HORAS FOTO

@24horas.cl Televisión Nacional de Chile - Bellavista 0990 Providencia, Santiago. Fono:(+56 2) 2707 7777 . Mail: [email protected] - Denuncias: [email protected]

Saltar publicidad

La publicidad terminara en 5